14 de mayo de 2011

¿Sin Arquitectos?

Saber que estás haciendo lo correcto, que estás edificando en el lugar adecuado es muy dífícil. Estará todo bien colocado donde debe estar. En un principio todo está  punto, nada se desmorona, se le ve futuro a esa gran casa que empieza a construirse, pero...¿qué pasa si uno de los cimientos falla? El edificio se cae, se destroza, se hace añicos. Bien porque hubo fuego, pero ahí quedan cenizas; bien porque hay un terromoto (existen terceras personas) o bien porque existe la tormenta. Cuando alguien enmpieza a diseñar algo tiene que tener muy claro todo lo que puede ocurrir, el problema es, ¿eso es vivir? ¿Se disfruta pensando en todas las consecuencias? De momento llevo entendido que no.
Al igual que son impredecibles los elementos naturales, lo son las demás cosas en realidad.
Mi conclusión es: deja que sea un bueno arquitecto el que construya tu vida, pero cuídalo, si se va la gran casa empieza a desmoronarse. Como me han dicho hace poco: "no puedo seguir sin mi arquitecta".

3 comentarios:

SuperStar dijo...

No quiero ver cómo cae lo que tengo construido, por eso me busco siempre buenos arquitectos, aun sin pensar si algún día me abandonarán. Es lo mejor de los buenos arquitectos: les gusta tanto su obra que difícilmente la olvidan. =)

Jose Gonzalez dijo...

perdóname Nuria pero... pienso que el mejor arquitecto para mi vida soy yo mismo...
Aunque sepa menos dibujo técnico que los de mi clase xD

Nuri dijo...

Nadie dice lo contrario, Jose.